Poesía:

El camino

Por: Javier R. Cinacchi
"Poesias de la vida, libro 2"
Sexta edición


Mil violines cantan pero no los oyen,
el sol los acaricia, pero no lo sienten,
no les atrae la verdad y son quejosos.
¡Pareciera que mil mantos, cubren sus ojos!

En la tierra, que pisando en el camino van,
gente que solo le interesa lo material.
Buscan pasiones para conseguir alegrías,
ignorando la vida, navegando en mentiras;
mentiras que forma, eslabones en cadenas,
pizcas de plomo, que juntas, hundir desean.

Muchos oídos no oyen ni ojos pueden ver,
hasta que en la vida se vuelva a nacer.
Ya no escuchar a la ignorancia vana,
ni a la pasión engañosa que golpea;
oír a la verdad bien sabia,
que por nueva senda hace andar.

Rotas son las cadenas en el camino,
el plomo sobre los hombros, atrás dejado;
aunque sendas hay millones,
creo que solo hay una para el sabio.